Panorama Político Bonaerense

Aunque hubo acuerdo y salió la Ley Impositiva, el clima quedó caldeado

No todo es amor y paz en la provincia. (Dibujo: NOVA)
No todo es amor y paz en la provincia. (Dibujo: NOVA)

Finalmente, la Legislatura aprobó la Ley Impositiva enviada por Axel “Haiga” Kicillof, luego de una jornada de miércoles de arduas negociaciones entre el oficialismo y la oposición, que tuvieron que ceder para que el gobernador tuviera su herramienta de gestión.

De todos modos, aunque se logró llegar a un acuerdo, las partes quedaron algo resentidas y se tiraron algunos dardos luego de la luz verde en la Cámara de Diputados y el Senado de la provincia.

La primera voz oficial que habló luego de la aprobación, fue la vicegobernadora y titular del Senado, Verónica Magario, quien luego de la sesión afirmó que con las modificaciones, "la iniciativa "no conserva el espíritu de recaudar aquello que necesitamos para la emergencia", al tiempo que advirtió que la provincia perderá unos 10 mil millones de pesos.

Por su parte, el gobernador Kicillof, eligió las redes sociales para expresarse sobre lo ocurrido en la Legislatura, y acusó lisa y llanamente a Juntos por el Cambio de defender a las corporaciones. Uno de los ítems que generó el rechazo oficialista, fue la modificación que le ahorrará 600 millones de pesos a las empresas proveedoras de cable.

"Nos acusaron de querer hacer un 'impuestazo', nos acusaron de perjudicar a los sectores medios, nos acusaron de no buscar el consenso. Pero ahora vemos que la cuestión era otra: defender a sectores corporativos, concentrados y a las grandes fortunas", aseguró en Twitter el mandatario provincial.

La que recogió el guante fue la diputada provincial de Juntos por el Cambio, Vanesa Zuccari, que aseguró que la bancada a la que pertenece actuó con responsabilidad, y le recordó a Kicillof que el kirchnerismo, cuando fue oposición a María Eugenia Vidal votaba en contra de las iniciativas impulsadas por la entonces gobernadora.

En una posición intermedia, Fabio Britos destacó el consenso y que se haya llegado a un acuerdo. Si bien manifestó que para el oficialismo la aprobación de la Ley Impositiva, advirtió que "Hay que empezar a discutir otras cosas", dado que el mandatario K habla de alentar un proyecto productivo, pero "la presión impositiva atenta contra eso", manifestó el legislador.

La deuda de la provincia

El día que Kicillof ganó la Gobernación de la provincia de Buenos Aires, lejos de celebrar, comenzó a enumerar una serie de problemas que el territorio bonaerense tiene y que era necesario combatir.

Una de ellas fue la fuerte deuda contraída durante la gestión Vidal, que aumentó entre 2015 y 2019 casi el 450 por ciento. El principal problema, es que el 82 por ciento de esos compromisos son en dólares. Los próximos vencimientos entre el 19 y el 26 de enero por 571 millones de dólares. La Casa Rosada auxiliará a la provincia para evitar el default.

Mientras tanto, Magario luego de la sesión del 8 de enero, adelantó que “vamos a tener que empezar a renegociar esta deuda que ahoga a la provincia de Buenos Aires”.

Lectores: 375

Comentarios

Opinión